Abre sus puertas, el centro educativo materno infantil “Mamá Margarita” para el apoyo a mujeres embarazadas y madres con hijos de primera infancia en Madriz, Nicaragua. Una iniciativa para la promoción del autocuidado de la salud materna, la estimulación temprana para niños de primera infancia y la prevención de la desnutrición infantil.

El inicio del proyecto se remonta al año 2014, en el que la Fundación Comparte debido a las necesidades de la población, asume el reto de apoyar este proyecto de su contraparte local en Nicaragua, la Fundación Fabretto.
En las zonas rurales, el 30 % de las embarazadas en Nicaragua son adolescentes, de cada cuatro embarazos registrados, uno corresponde a una menor de 19 años, siendo las principales causas: la pobreza, la falta de oportunidades y una educación de baja calidad. El estado nutricional de los niños, según datos oficiales, muestra que la desnutrición crónica, aumenta en 16,5 puntos porcentuales en el grupo de niños mayores de 24 meses con relación a los menores de 6 meses, confirmando que en este período de la vida del niño si no se aplican medidas especiales los niños padecerán desnutrición crónica, afectando a su desarrollo físico e intelectual de por vida.
La mortalidad infantil y prevalencia de la desnutrición en menores de 5 años, se deterioran aún más en aquellas familias que viven en el área rural en donde el nivel de extrema pobreza es del 30%. La desnutrición (retardo en el crecimiento) alcanza hasta un 36% en niños de familias en situación de extrema pobreza, tanto en zonas urbanas como rurales. Asimismo, la mortalidad infantil es más alta en el área rural en comparación con la zona urbana (51.1%-40% respectivamente).

La Fundación Comparte, dada la envergadura del proyecto y el compromiso asumido, inicia una búsqueda de financiación que tiene como resultado la colaboración e implicación de la Fundación Nuria García. La construcción de este centro finalmente, así como las necesidades de formadores y planificación de acciones, ha sido posible, gracias al apoyo de la Fundación y TFWA Care.

La sostenibilidad de las acciones se logrará a través de la generación de capacidad local en Madriz (edificios, medios, equipos y personal), que permita seguir ofreciendo el servicio de atención a mujeres y madres embarazas, fomentando poco a poco una cultura del autocuidado sanitario mediante la educación informal, donde las madres tendrán la oportunidad de apropiarse y compartir nuevos conocimientos y experiencias que mejoren la calidad de vida de sus familia y la comunidad en temas relacionados a salud, nutrición y educación temprana.

El objetivo de la Fundación Comparte, apoyando este proyecto es asegurar el acceso sin restricciones a servicios de atención sanitaria para mejorar la salud materna y reducir la mortalidad infantil en las zonas rurales de Nicaragua. (Objetivos 4 y 5 de los objetivos de desarrollo del milenio). Se beneficiaran las madres embarazadas y niños de primera infancia, a través del fomento del autocuidado de la salud y la estimulación temprana, se realizarán controles sanitarios a las madres desde el embarazo, se mejorará el estado nutricional de niños y niñas de 0 – 6 años a través de un programa alimentario y nutricional para asegurar su desarrollo físico y cognitivo. Actualmente son beneficiarias 60 madres y 105 niños y niñas.

Artículo original y foto en https://www.fabretto.org/es/detalle-noticia/607/este-lugar-cambiara-su-destino/

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies